La conocida plataforma de “phishing-as-a-service” (PaaS) “16shop” ha sido desmantelada tras una operación internacional dirigida por INTERPOL. El operador principal y uno de sus colaboradores han sido arrestados, sumándose a una detención previa en Japón.

Este logro ha sido posible gracias a la colaboración entre la Dirección de Ciberdelincuencia de la Secretaría General de INTERPOL, las fuerzas de seguridad de Indonesia, Japón y Estados Unidos, y empresas privadas especializadas en ciberseguridad, como Cyber Defense Institute, Group-IB, Palo Alto Networks Unit 42 y Trend Micro. Además, contaron con el apoyo de Cybertoolbelt.

La plataforma en cuestión ofrecía “kits de phishing” a ciberdelincuentes. Estos kits permitían realizar estafas por correo electrónico, en las que las víctimas reciben un email con un archivo pdf o un enlace que les redirige a una página fraudulenta. Una vez allí, se les solicita información personal, como números de tarjeta de crédito, que posteriormente es robada y utilizada para estafarles.

El phishing es actualmente una de las mayores amenazas cibernéticas. Se estima que hasta el 90% de las filtraciones de datos están vinculadas a ataques de phishing exitosos.

Bernardo Pillot, subdirector de operaciones de cibercrimen de INTERPOL, ha declarado: “Aunque los ciberataques, como el phishing, son virtuales, su impacto en las víctimas es real y devastador”. Pillot también ha señalado el aumento en la sofisticación y personalización de estos ataques en los últimos años.

Detalles de la investigación

La plataforma fue detectada por analistas de INTERPOL durante una investigación en la región de ASEAN, con el apoyo de la Agencia Nacional de Policía de Japón. Gracias a la colaboración con empresas privadas, se pudo identificar y localizar al administrador de la plataforma en Indonesia.

Dado que los servidores estaban en Estados Unidos, INTERPOL colaboró con el FBI para obtener información crucial. Finalmente, la Policía Nacional de Indonesia arrestó al administrador, un joven de 21 años, y confiscó varios vehículos de lujo y dispositivos electrónicos. Tras esta detención, se compartió más información con la Agencia Nacional de Policía de Japón, lo que llevó al arresto de dos colaboradores más.

El general de brigada Adi Vivid Agustiadi Bachtiar, director de investigación de delitos cibernéticos de la Policía Nacional de Indonesia, ha destacado la importancia de la colaboración internacional para erradicar este tipo de amenazas y proteger a las posibles víctimas.

La dirección de cibercrimen de INTERPOL trabaja continuamente con expertos en ciberseguridad para analizar y combatir las actividades delictivas en el ciberespacio.

¿Encontraste este artículo interesante? 

Sigue a DDR en TwitterInstagramLinkedInTiktok y Facebook suscríbete a nuestra newsletter.