El Centro Criptológico Nacional (CCN) ha creado una nueva sección en su portal dedicada a la desinformación.

La empresa rusa era sospechosa de ser responsable de numerosas campañas de desinformación, incluyendo algunas durante las elecciones de 2016.