Podemos entrar, leer un mensaje, no responder y no pasa nada. Nadie puede ofenderse porque hayamos dejado su mensaje en leído.

Eres tú quien tiene la obligación de protegerse y de pensar por si mismo y el sentido común te salvará de muchos problemas (tanto ciber como no).

Piensa. Usa el sentido común.

Quinientas veces gracias.