El objetivo de la herramienta es alertar a los usuarios si su correo electrónico ha sido comprometido.

Ha sucedido en Ucrania, más concretamente en la región de Ivano-Frankivsh, dónde las autoridades regionales fueron infectadas con malware que desconectó las subestaciones eléctricas, lo que conllevó un apagón a miles de hogares de esta región.

El ICANN (Corporación de Internet para la Asignación de Nombres y Números) – la organización responsable de la asignación de nombres de dominio y direcciones IP para Internet – ha sido hackeado, lo que podría poner en peligro los nombres de sus clientes, direcciones de correo electrónico, contraseñas, y mucho más.