El grupo ha publicado varios pantallazos en su sitio web como prueba de que la compañía ha sido víctima de un ataque por su parte.

Maze ramsonware no falla a su cita semanal y hoy 28 de mayo, ha vuelto a filtrar información del Banco de Costa Rica en un archivo CSV.

El informe recoge el análisis de la muestra de código del ransomware Maze, cuyo objetivo es cifrar los ficheros de los sistemas infectados para solicitar el pago de un rescate.

Como el BCCR ha ignorado los requerimientos del grupo Maze Ransomware, estos publicaron anoche,un archivo CSV con detalles de tarjetas de crédito.