Muchas veces enviamos mensajes que no queremos que perduren en el tiempo, inclusive el tiempo de autodestrucción programable en algunas apps nos parece excesivo.

Ese es el valor añadido de la aplicación que os traemos hoy, podemos configurar que según el receptor lea el mensaje, este se evapore tanto de su terminal como del nuestro. (llamado “Auto-Dust” dentro de la app)

Hablamos de Dust, una aplicación de mensajería creada en 2014 por Kory Jones, Ryan Ozonian y apoyada por el excéntrico multimillonario Mark Cuban. Esta radicada en Los Angeles (Estados Unidos).

Los mensajes están cifrados de extremo a extremo y aquellos que no elijamos que se eliminen automáticamente, se eliminarán de forma predeterminada 24 horas después de que los enviemos.

Dust-1

Dentro de la aplicación, también estaremos a salvo de las capturas de pantalla ya que, aunque se pueden realizar, dentro del chat no hay nada que pueda identificarnos ni siquiera un nombre de perfil. Por otro lado, los mensajes no van a ningún tipo de nube o servidor ajeno, si no que simplemente se borran para siempre.

No es una aplicación de mensajería segura.

No debemos caer en el error de incluirla en el grupo de aplicaciones de mensajería instantánea segura al estilo Signal, Wickr, Briar… El motivo es sencillo.

Si nos dirigimos a la Política de Privacidad nos dicen claramente que datos recogen sobre nosotros tanto al hacernos la cuenta, como cuando usamos la aplicación. Estos datos incluyen:

  • Nombre de usuario, contraseña, dirección de correo electrónico, número de teléfono, edad y cualquier otra información que proporciones.
  • Información de uso, incluyendo la hora, fecha, remitente y destinatario del mensaje, el número de mensajes enviados y recibidos, y la cantidad de tiempo que pasas en la app
  • Información sobre el uso que haces de sus servicios web, incluyendo el tipo y el idioma de tu navegador, los tiempos de acceso, las páginas visitadas y tu dirección IP.

Lo único con lo que no se quedan es el contenido del mensaje que envías mientras que el resto de información es recopilada por sus servidores.

Por tanto, es una buena aplicación de mensajería si quieres evitar que tu destinatario pueda usar los mensajes que te le envías en tu contra.

Pero nada más.

Google Play | Dust